Ellos son frágiles, curiosos y necesitan atención todo el tiempo, por eso, muchos padres viven preocupados por lo que sus pequeños recién nacidos están haciendo en cada momento. Esto es normal, y para eso, la tecnología ha diseñado apararos pensados en la seguridad de los bebés y la tranquilidad de los padres: los monitores para el cuidado de tus bebés. Aprende sobre ellos y elige el indicado para ti.
peabody

Estos útiles aparatos ayudan a los padres a mantener vigilados a los bebés mientras se encuentran en otra habitación de la casa, ya sea recibiendo una visita en la sala con amigos o familiares mientras el bebé duerme en la cuna de su habitación, o mientras estás en la cocina y el bebé se encuentra descansando.

Debes saber que existen desde monitores muy básicos hasta otros más sofisticados y avanzados que permiten, incluso, grabar video en la oscuridad. Elige la clase de aparato que necesitas de acuerdo al nivel de vigilancia que quieres mantener sobre tu hijo.

peabody

Monitor de audio: Si lo que deseas es escuchar si el bebé llora o hace ruidos fuera de lo normal mientras tú estás en otro lugar de la casa, lo que debes hacer es optar por uno de estos productos. Las características y, por supuesto, su precio, determinarán la amplitud del sonido.

peabody
peabody

Monitor de video y audio

No solo podrás escuchar, sino también ver lo que ellos están haciendo. Son perfectos si quieres no solamente permanecer atento a su llanto, sino también a sus movimientos. Incluso, lo puedes usar en edades más avanzadas cuando comienzan a jugar o están aprendiendo a caminar, para acudir rápidamente a ellos en caso de ser necesario.

peabody

Monitores de movimiento

Generalmente se utilizan en bebés con problemas de salud, pero pueden ser usados también en situaciones normales. Lo que hace este artefacto, que se instala debajo del colchón de su cunita, es detectar cuando ha dejado de haber movimiento durante cierto tiempo y avisar a los padres.

peabody

Cobertura:

El alcance que necesitas depende básicamente de la distancia entre tú y el bebé. Por eso, si vives en un apartamento pequeño, no necesitarás un monitor con mucha cobertura; lo contrario, si vives en una casa muy grande.

peabody

Iluminación

Algunos monitores cuentan con un sistema de luces, ideal para sitios muy ruidosos o cuando no puedes estar verificando constantemente el monitor. Las luces te avisarán cuando suceda un cambio.

peabody

Intercomunicador

Si quieres que el bebé escuche tu voz para calmarlo mientras vas hacia él, esta opción es perfecta.

peabody