¿Qué es un Duvet?

Es una funda plumón o un protector para la cobija de plumas. Está hecha de una tela delgada que funciona también como sábana encimera, y su calidad está dada por el número de hilos que la componen: a mayor número de hilos, más suavidad ante el tacto y más placentera al dormir.

Variedad en diseños

Como es un poco difícil comprar y almacenar una gran cantidad de cobijas de plumas en tu clóset, con diferentes diseños para jugar con la decoración de tu habitación, lo único que debes hacer es contar con una o dos cobijas de plumas y adquirir diferentes duvets de distintos colores y estilos, para que lo único que tengas que hacer sea cambiar el duvet y no toda la cobija.

Facilidad de limpieza

Es mucho menos engorroso lavar un delgado duvet a tener que lavar una pesada y gruesa cobija de plumas. Dependiendo del uso y cuidado que le des a tu ropa de cama, te recomendamos lavar el duvet cada semana. La cobija de plumas, que ha estado protegida por el duvet, la puedes lavar aproximadamente cada tres meses.

Practicidad

Al reemplazar la sábana superior, demorarás mucho menos tiempo en tender la cama, pues solo debes sacudir y acomodar para que quede en la posición correcta. De la misma forma, en el momento en que duermes, evitarás ese molesto desorden que se presenta cuando se separa la sábana de la cobija, lo que te obliga a levantarte para acomodar todo otra vez.

Cómo ponerlo

Es muy simple:

  • Introduce una de las puntas del plumón en el duvet haciéndola coincidir con la punta correspondiente de este último
  • Realiza lo mismo con la punta paralela y estira fuerte, evitando que se arruguen.
  • Realiza lo mismo con las puntas del otro extremo y cuando la cobija de plumas esté adentro, sacude fuertemente y alisa con las manos los lugares que hayan quedado arrugados.
  • Ponlo sobre la cama de la forma de tu preferencia, ya sea suelto o con los bordes dentro del colchón.

Cómo Limpiarlo

Como te recomendamos, lava tu duvet cada semana. Un lavado convencional, con agua fría y detergente, preferiblemente a mano, es lo ideal . Solo cuando tenga manchas de grasa o aceite, usa agua tibia en la lavadora. Recuerda que la mayoría de estos productos son elaborados en algodón, poliéster o lino, fibras duraderas que te brindan suavidad y durabilidad, pero debes cuidarlos de manera correcta para que conserven sus propiedades por mucho más tiempo.

En Falabella.com encontrarás variedad en diseños y colores dándole ese toque que estás buscando.